Skip to content

Pasar móvil de contrato a prepago 

0

¿Estás pensando en pasar tu móvil de contrato a prepago? Esta puede ser una buena opción si quieres ahorrar dinero, controlar tu consumo o evitar permanencias. En este artículo te explicamos cómo hacerlo con los principales operadores de España y qué ventajas e inconvenientes tiene este cambio.

¿Qué es una línea de contrato y una línea de prepago?

Una línea de contrato es aquella que tiene asociada una tarifa mensual fija que incluye una serie de servicios (llamadas, datos, SMS, etc.) y que se paga al final de cada mes mediante una factura. Normalmente, las líneas de contrato tienen una permanencia mínima con el operador, que puede variar entre 12 y 24 meses, y que implica una penalización si se quiere cambiar de compañía antes de ese plazo. Una línea de prepago es aquella que no tiene una tarifa fija ni una factura mensual, sino que se recarga con el saldo que se quiera gastar.

El saldo se va consumiendo según el uso que se haga de la línea (llamadas, datos, SMS, etc.) y se puede recargar cuando se quiera o cuando se agote. Las líneas de prepago no tienen permanencia ni penalizaciones por cambiar de operador.

¿Cómo pasar tu móvil de contrato a prepago?

Si quieres pasar tu móvil de contrato a prepago, el primer paso es elegir la tarifa de prepago que más te convenga según tus necesidades. Puedes consultar las diferentes opciones que ofrecen los operadores en sus páginas web o en comparadores online.

Una vez que tengas clara la tarifa que quieres, debes contactar con tu operador actual y solicitar el cambio. El proceso puede variar según el operador, pero en general tendrás que facilitar tus datos personales, el número de teléfono que quieres cambiar y la tarifa de prepago elegida.

Algunos operadores pueden cobrarte una comisión por el cambio o exigirte que pagues la última factura antes de hacerlo. También debes tener en cuenta que si tienes permanencia con tu operador actual, tendrás que abonar la penalización correspondiente.

Aquí te dejamos los números de atención al cliente de los principales operadores para que puedas solicitar el cambio:

  1. Movistar: 1004 –
  2. Vodafone: 22123
  3. Orange: 1470 –
  4. Yoigo: 622 –
  5. MásMóvil: 2373

Una vez que hayas solicitado el cambio, tu operador te enviará una nueva tarjeta SIM con la modalidad de prepago activada. Deberás insertarla en tu móvil y seguir las instrucciones para activarla. A partir de ese momento, podrás empezar a usar tu línea de prepago y recargarla cuando quieras.

¿Qué ventajas e inconvenientes tiene pasar tu móvil de contrato a prepago?

Pasar tu móvil de contrato a prepago tiene algunas ventajas e inconvenientes que debes valorar antes de tomar la decisión.

Estas son algunas de ellas:

Ventajas: – Ahorro: al no tener una tarifa fija ni una factura mensual, puedes controlar mejor tu gasto y ajustarlo a lo que realmente necesitas. Además, al no tener permanencia ni penalizaciones, puedes cambiar de operador cuando quieras y aprovechar las mejores ofertas. –

Flexibilidad: al no tener un compromiso con ningún operador, puedes elegir la tarifa de prepago que más te convenga en cada momento y cambiarla cuando quieras. También puedes recargar tu saldo cuando quieras y por el importe que quieras.

Privacidad: al no tener que facilitar tus datos personales ni bancarios para contratar una línea de prepago, puedes mantener tu privacidad y evitar posibles fraudes o suplantaciones.

Inconvenientes: – Menos servicios: al tener un saldo limitado y variable, es posible que no puedas disfrutar de todos los servicios que ofrecen las líneas de contrato, como llamadas ilimitadas, datos ilimitados o roaming gratuito.

Menos ofertas: al no tener permanencia ni fidelidad con ningún operador, es posible que no puedas acceder a terminales, ni descuentos.

  • Recargas frecuentes: al no tener una tarifa fija, debes recargar tu saldo de forma regular para poder seguir usando los servicios de tu línea. Si te olvidas de recargar, es posible que te quedes sin saldo y no puedas realizar llamadas ni navegar por internet.
  • Coste de las llamadas: en las líneas de prepago, el coste de las llamadas puede ser más elevado que en las líneas de contrato, especialmente si no se contratan bonos específicos. Además, algunos operadores cobran por el establecimiento de llamada, lo que puede encarecer el precio final.
  • Promociones específicas: algunas promociones y ofertas sólo están disponibles para líneas de contrato, por lo que si pasas a prepago, puedes perder la oportunidad de beneficiarte de descuentos o regalos exclusivos.

Pasar de contrato a prepago puede ser una buena opción si quieres tener más control sobre tu gasto y evitar las permanencias y penalizaciones. Sin embargo, debes tener en cuenta que algunas tarifas de prepago pueden tener limitaciones en cuanto a servicios y promociones, y que debes recargar tu saldo con frecuencia para poder seguir usando la línea. Por tanto, es importante que valores tus necesidades y hábitos de consumo antes de tomar una decisión.

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.